viernes, febrero 01, 2008

RESTRICCION DE IMPRONTA

Cuando leí a Kryon y me hice el implante, me había quedado tan impresionada con la restrición de impronta que pinté una serie de cuadros materializando así la sensación de haberme librado de ella.

Pintar tiene la capacidad de liberar los demonios y los ángeles que tenemos en nuestro interior.
Quizás sea por este motivo la constante discusión que mantenemos los artistas al hablar de arte conceptual, sobre la necesidad o no, de materializar el concepto.

En mi caso concreto ha sido la falta de espacio la que me ha llevado a dejar de materializar mis ideas.
A través de internet me expreso y me comunico. De momento estoy encantada pero hace poco que dejé los pinceles así que todavía no me atrevo a hablar de mi experiencia.

Pintar al óleo es un placer, esto es un “statement”.

No hay comentarios: