domingo, julio 15, 2012

JOSEPH CORNELL

video













Sin tener ni idea de que lo que me apetecía hacer estuviera ya nominado, catalogado y calificado ad infinitum, yo, miserable estudiante de BBAA en la primera promoción de Bilbao, escondida en mi cuarto y sin decírselo a nadie, solo siguiendo los impulsos de mi corazón, comencé timidamente a fabricar lo que luego serían mis famosas cajitas, censuradas, criticadas y expuestas con temor en la galería Lúzaro, ya desaparecida.

Luego mis cajas han evolucionado y ya no molestan a nadie sino que incluso agradan.
Que sean comprendidas es otro cantar.

Y con cuanto amor mi queridísima amiga Cayatana Lacabex, lista como el hambre y conociéndome en profundidad, se presentó un dia en mi estudio con el libro de Joseph Cornell.
Me hizo y sigue haciéndome feliz.

1 comentario: