domingo, junio 29, 2008

FOTO PARA CATALOGO_2

Insisto en el tema de la foto para catálogo porque tenía muchísima importancia. Hoy en día no creo que tenga demasiada ya que el mundo analógico ha perdido interés.
Cuando expuse mis cajitas en la galería Lúzaro de Bilbao, la directora, Carmen López-Niclós, me habló de la importancia del catálogo y me dijo una frase que me impactó sin gustarme y que me hizo ver las cosas de una manera muy diferente:
"No olvides, Blanca, que lo único que queda de una exposición es el catálogo"
Creo que en ese momento dejé de ser una romántica sin arreglo. Me quedé lívida.
Yo estaba bastante marcada por el concepto estético de Hegel y encontrarme de frente con algo tan prosaico me produjo una especie de confrontación inesperada a la que todavía no sé si he reaccionado.

En el fotomontaje que muestro hoy preparaba la foto para el catálogo de una exposición de mis HERIDAS.

Utilicé un entorno alejado de la civilización para que tuviera una vibración de abandono.
Hice una pintada con spray, pensé bastante el tipo de ropa que combinara con el rojo de las heridas y empecé a tirar fotos y fotos que jamás utilicé: no me convencían.
Probé distintas luces y tampoco.


6 comentarios:

Anónimo dijo...

Buena música y el sitio me gusta pero no entiendo el concepto.

Anónimo dijo...

basura basura

Anónimo dijo...

No está mal pero no está logrado, comprendo que no te convenciera.

Mar Seco dijo...

Fuieste herida, quebrada, partida en dos y por lo que leo a nadie le gusta verlo, pero es la realidad de ese momento.
Esa expo reinvindicó tu ser, vivo.
Es lo que yo entiendo.

Blanca Oraa dijo...

@mar seco:
Fue tremendo y las heridas todavía me resultan tremendas. En la carpeta que se ve en estas fotos ponía "HERIDAS EXTERNAS" pero mucho me temo que era para disimular.

Anónimo dijo...

Me gustaría ver esas heridas al natural, parecen sangrientas.