domingo, julio 27, 2008

DESPUES DEL EVENTO

La conferencia de Prem Rawat me impresionó tanto que todavía estoy en pleno proceso de asimilación.
Aparentemente resultaba simple lo que decía Prem Rawat pero cuando llegué a mi habitación del hotel Auditorium, sentí que algo muy profundo estaba cambiando en mi vida.
El tema era el siguiente:
La cabeza nos dicta lo que ella considera bueno para nosotros y lo hace de manera perentoria prometiendo una felicidad que suele resultar efímera.
El corazón, de una manera más sutil, nos propone algo que no es demasiado espectacular pero es lo que realmente nos va a propocionar una satisfacción constante, profunda y duradera.
¿a cual debemos hacer caso? He ahí el dilema.
La cabeza está para ser usada, por supuesto, pero solamente cuando le corresponde.
Es importante saber discernir y estar atento al corazón ya que su voz es suave y discreta mientras la cabeza gita, tienta, manipula, exige, promete.
Intentaré conseguir el DVD de éste evento porque necesito volver a escuchar la gran lección que dió Prem Rawat ayer en Madrid.

3 comentarios:

alixbao dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
alixbao dijo...

Cual es la clave ?

Blanca Oraa dijo...

@alixbao:
yo entendí que hay que estar en silencio para escuchar al corazón que es el que quiere que seamos felices de verdad.