miércoles, febrero 11, 2009

ESCULTURA ARBOREA




POEMA DE KABIR




Si uno ultraja y el otro toma represalias,
habrá una lluvia de ultrajes.
Pero, en el caso de que no haya represalias,
el asunto terminará.

Donde hay compasión, hay religión.
Donde hay codicia, hay pecado.
Donde hay ira, hay negación.
Donde hay perdón, allí está el Señor Mismo.

Todas las rencillas y peleas
emanan de los ultrajes.

Ningún poder sobre la tierra puede herir
al protegido por el Gurú.

Las palabras de una persona viciosa
son como múltiples flechas
que sólo los santos pueden tolerar.
Si un rayo cae en el mar,
¿qué daño le puede hacer?


Música: Stockhausen (Struktur VII page15)

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Me encanta el poema de Kabir,la proxima vez que me ultrajen,no reaccionare simplemente respondere con conocimiento.

Anónimo dijo...

Rosa dice:
Es como un regalo ver esa frondosidad y esa maravilla y el poema también.